Publicidad

Nana Calistar News

Blog

Cuidó a su esposo enfermo. Al morir, su hijo le llama y le da la sorpresa de su vida.

El amor que Carla Brooks sentía por su esposo no tenía fin. Así lo demostró al cuidar de él devotamente luego de que este sufriera un infarto cerebral hace 20 años.


Cuando el año pasado él murió, Carla sentía que su vida perdía sentido y se desvanecía junto con la del amor de sus vida. Fue entonces que el hijo de ambos, Barton Brooks, tuvo una idea increíblemente maravillosa.


Cierto día, mientras Barton revisaba un viejo álbum de fotos familiares, encontró las postales del viaje que su madre había hecho a Europa en 1962. Fue entonces que se decidió, invitaría a su madre a un viaje al viejo continente y recorrerían 20 países juntos, uno por cada año que pasó cuidando de su padre, como forma de agradecerle su labor por la familia.



Todo fue una sorpresa para su madre.

“Un día la llamé y le pregunte qué iba a hacer hoy, a lo que me respondió que visitaría unas amigas y que tomaría una siesta. La invité a viajar a París y se entusiasmó mucho, pero realmente no tenía idea de que viajaríamos durante varios meses y no solo a París, sino también a Londres, Barcelona y Roma, es una gran aventura para recompensarla por los años que le dedicó a mi papá”, recuerda Barton.



Madre e hijo disfrutaron de un viaje que quedará por siempre grabado en sus mentes y corazones.


Aprovecha a tus padres al máximo, se agradecido con ellos, diles que los quieres, no siempre estarán ahí y quizá te arrepientas de no haber pasado más tiempo con ellos cuando ya no estén a tu lado. Disfruta de su compañía, aprende de ellos, platiquen y compartan experiencias. Mientras vivas, brilla.

Publicidad
Haz un Comentario


Lo Mas Visto: